16 octubre 2007

La radio digital terrestre aún no tiene un dial

Pamela Carrasco T.

Cuando el país está en ascuas pensando en qué norma de televisión digital irá a escoger el Gobierno, salta la duda: ¿Y la radio, qué? Aunque países cercanos ya se la están jugando por modernizar el dial, por estos lados poco y nada se habla del tema.



La televisión digital terrestre está que arde. Debates, seminarios y postergaciones sobre la definición de la norma nos han tenido ocupados en los últimos meses esperando ver qué norma escogerá el Gobierno para la nueva forma de ver televisión. Pero tanto revuelo ha dejado a otro medio un poco en segunda línea: la radio.

Este tradicional medio de comunicación también tiene esperanzas de modernización.

¿Cuál es la gracia de la radio digital terrestre? Si quiere ponerlo en fácil, simplemente se oye mejor. Mucho mejor. Es decir, una emisora FM en versión digital tendría el audio de un CD, y una radio AM se escucharía como una FM actual. Además, los oyentes se podrán beneficiar de la multiprogramación (multicasting), ya que cada radio tendrá varios canales a disposición.

Los aparatos también serán diferentes. Nada de perillas. Sus visores serán verdaderos letreros digitales que podrán transmitir noticias, el informe del tiempo y otro tipo de informaciones.

Otra de las novedades de esta tecnología es que permite contratar sistemas de radio por pago (como el cable) por medio de frecuencias cerradas de ondas cortas (OC). Este sistema es capaz de enviar una señal en perfectas condiciones a más de 3 mil km de distancia. Esto permitiría cubrir grandes territorios y hacer transmisiones en frecuencias cerradas, que además pueden servir para transmitir datos o para proyectos gubernamentales, de educación, etc.

TODA LA INFORMACIÓN

Son los datos que se denominan PAD (Program Association Data), y que pueden ser texto, gráficos o imágenes fijas. Por ejemplo, si se está trasmitiendo un concierto, además de la música, en el display del aparato digital aparecerá un texto escrito con información sobre el tema que se está interpretando, el director, la orquesta, la etapa histórica, etc, sin necesidad de interrumpir o cortar el audio.

Además se pueden emitir imágenes fijas. Para hacernos una idea, un oyente de un partido de fútbol puede tener casi en tiempo real la foto de un jugador, al mismo tiempo que escucha la retransmisión. Otro tipo de aplicación sería la del tráfico en la ciudad, con imágenes de cámaras enfocadas en los puntos conflictivos, que si son renovadas eficientemente podrían dar una sensación de movimiento. El usuario podrá escuchar al locutor y acceder a más información a través de la pantalla.

Actualmente países como Estados Unidos, Tailandia, Indonesia, Nueva Zelandia y Filipinas ya cuentan con este sistema radial. Brasil será el primer sudamericano en incorporar esta tecnología, y a principios de septiembre darán a conocer su opción por una norma.

Luis Pardo, presidente de la Asociación de Radiodifusores de Chile (Archi), dice que la decisión brasileña es fundamental y que a la Archi le interesa que la norma aplicada sea la misma para todos los países, ya que si cada país usa una norma diferente, los costos de la digitalización serán más elevados tanto para los equipos de transmisión como para los receptores privados.

"En este sentido, hemos planteado a través de la AIR una petición a los gobiernos y autoridades reguladores, sugiriendo por costos y características la norma americana", dice. Y argumenta que el sistema norteamericano es el único en pleno funcionamiento y es híbrido, es decir, permite transmitir simultáneamente en analógico y digital.

En cuanto a la atención que se le ha dado a la radio digital respecto de la televisión, Pardo explica que no es comparable, ya que el tema de la TV está económicamente resuelto en términos de que cualquiera sea la norma adoptada, existen los receptores o adaptadores necesarios para que el público pueda adquirirlos a precios razonables.

"En la radio los receptores siguen estando a precios un poco altos para las expectativas del mercado. De ahí la importancia de utilizar la misma norma en toda la región, para que el volumen de receptores y transmisores incida en un menor costo final para los usuarios", dice.

LA DECISIÓN

Luis Pardo dice que más que esperar un pronunciamiento de la Subsecretaría de Telecomunicaciones (Subtel), hay que observar la evolución del proceso en Estados Unidos, México y Brasil para proyectar las verdaderas posibilidades de incorporación de receptores al mercado una vez generada la oferta de transmisión digital, de manera que la Subtel pueda adoptar una norma y establecer plazos razonables de instalación y operación del sistema.

ESTÁNDARES

Aunque los sistemas son similares, en el mundo hay tres estándares en disputa por la radio digital terrestre: IBOC (In-band On-channel), impulsado por Estados Unidos;
DRM (Digital Radio Mondiale), originado en Francia, y el DAB (Digital Audio Broadcasting), generado en Reino Unido.

http://www.edicionesespeciales.elmercurio.com/destacadas/detalle/
index.asp?idnoticia=0130082007021X1030010

1 Comments:

At 4:30 a. m., Blogger radioantigua said...

qué tontería estropear este medio de comunicación tan tradicional. dejemos la radio en paz. ¿ que haran los radioaficionados? ¿y los aficionados a la radio antigua? ¿y yo, que haré cuando termine de construir mi receptor de radio de om-oc-ol? pensadlo bien porque hay mucha gente que prefiere las perillas y oir su emisora de am mediante una radio antigua. que me respondan a mi mail: carlosfc089@hotmail.com

 

Publicar un comentario

<< Home